Mi culo es sagrado pelotudo! por favor no!!

2 min
No olvides dar Like si te gustó!

Eso fue lo que me dijo la chabona cuando mi poronga ya estaba apuntando a su orto, froté la pija en su hueco y ella empezó a lanzarme advertencias muy serias, me pedía que por la concha que la rompa si quería, pero estaba con tanas ganas de sentir su abrazador y caluroso culo que no pude resistir esa tentación, me la empomé por el culo y me volví loco, ella quiso lanzar plegarias al cielo pero ni hablar pudo aunque sí llegué a escuchar sus gemidos y jadeos de dolor, pobrecilla, me sentí un poco mal pero luego de haberla violentado por la retaguardia la calmé permitiendo que me haga un rico pete, ella se lo ganó. 


Compartir Tweet